destacadacorrer

El 25 de Octubre la UDLAP tendrá su ya tradicional carrera de 10 y 5 km. Si deseas participar con nosotros pero nunca has acudido a alguno de estos eventos o si sólo quieres empezar a correr, te damos algunos consejos para que estés bien preparado y no sufras las consecuencias de hacer ejercicio sin preparación.

ropaConsigue un buen par de tenis. No queremos decir los más caros o sofisticados, pero sí unos que sean resistentes y cómodos para ti, pues correr con zapatos que nos lastiman o impiden que nos movamos libremente sólo reducirá nuestra resistencia y equilibrio.

La ropa también es importante. No nos referimos a que necesitas salir al último grito de la moda a correr, sino que utilices ropa cómoda y deportiva para hacerlo. La razón es que una tela o estilo de prenda que no esté diseñada con este propósito puede incomodarte tanto que te impida correr, como en el punto anterior.

Escoge la ruta ideal. Para empezar se recomienda que escojas un terreno familiar y regular, que no tenga inclinaciones o escarpado, para que no te canses antes de lo previsto o te pierdas mientras te concentras en cumplir tus primeras metas.

Close-Up Of Stop WatchNo te preocupes por el tiempo. El tiempo no es lo importante, sino el camino y la meta. Correr distancias cortas a un paso lento en principio nos ayuda a aumentar nuestra resistencia poco a poco sin que enfrentemos un terrible cansancio que nos haga desistir de correr en el futuro.

Piensa en pequeño para terminar en grande. Con esto nos referimos a que primero establezcas metas pequeñas, como correr un par de días a la semana, para poder perseverar en tu entrenamiento y alcanzar metas más grandes.

Vigila tu respiración: Correr con la boca abierta y o apretando los dientes no es recomendable. Sincroniza tus pasos con tu respiración y, como ya dijimos, si al empezar no corres grandes tiempos o largas distancias, no te preocupes, la práctica hace al maestro.

runCorrer diario no es necesario. También necesitas un descanso, pues si por algún motivo dejas de correr algún día, te será más difícil acostumbrarte al hecho no encontrarte en constante esfuerzo. Además, el descanso le da  a nuestro cuerpo la posibilidad de recuperarse de una posible lesión antes de la próxima carrera.

Si estás extremadamente agotado, tómate un descanso, seguramente lo necesitas. Y recuerda que aunque no lo creas, los días de descanso también son de entrenamiento, puedes salir a caminar con tu mascota o limpiar tu cuarto es decir, hacer ejercicio con menos intensidad.

 Únete a un club. No es que descartemos la ocurrente necesidad de correr sólo con nuestros pensamientos, pero si queremos comenzar a correr, es mejor unirse a un grupo o conseguir amigos que quieran acompañarte, así se motivarán entre todos para conseguir sus metas y compartir experiencias.

Have-Exercise-RoutineQue sea un hábito. Exceptuando tus días de descanso, no falles ni un sólo día de tu rutina. Sabemos que a veces suceden imprevistos, pero trata de seguir tu entrenamiento siempre, aunque sea por sólo 30 minutos al día.

Aumenta la distancia y velocidad cuando te sientas listo. Es bueno que revises cuidadosamente tu ritmo para no extralimitarte, pero tampoco temas ir más allá cuando estés listo. Sabrás el momento de aumentar complejidad a tu rutina cuando la que tengas actualmente ya no te canse o incomode en lo más mínimo.

Camina. Reducir tu ritmo para caminar no será perjudicial, al contrario. Bajar la velocidad de nuestra carrera a una caminata de vez en cuando durante la sesión, te permitirá aumentar tu fuerza y resistencia a largo plazo.

No descartes otros tipos de ejercicio. Si tienes el hábito de ir al gimnasio no implica que no puedas correr, es más, será mucho mejor si practicas otros deportes, pues estos te ayudarán a manejar mejor tu respiración y resistencia mientras corres.

IMG_0202Guarda un diario de corredor. Nada mejor que registrar los pasos de tu exitoso camino como corredor. Conserva un diario donde anotes rutas, experiencias, tiempos y otros, que te ayuden a mejorar tus técnicas y recordar lo que ya has hecho; utiliza una app o un documento en Excel. Como te sea más fácil.

Finalmente, te recomendamos que antes de empezar consultes a tu médico para saber si debes realizar consideraciones especiales con tu rutina deportiva. ¿Quieres el consejo de expertos? Visita el CIR.

Y ¡a correr se ha dicho! Sabemos que no te convertirás en maratonista de la noche a la mañana, y no hay razón por la que no puedas divertirte un poco mientras entrenas; invita a tu familia y amigos a entrenar contigo o a correr una carrera divertida.

Si ya estás más que listo para el siguiente paso, inscríbete a la Carrera UDLAP . Trae a tu familia 🙂