Mtro. Francisco Calleja Bernal

Profesor de tiempo completo de Finanzas y Contaduría UDLAP

francisco.calleja@udlap.mx

 

El estudiante de contabilidad comienza su aprendizaje con la contabilidad o información financiera y puede llegar a dedicar hasta dos cursos a dicho tema: posteriormente estudia costos, que es el inicio del estudio de la contabilidad gerencial y, finalmente, llega a esta materia.

A pesar de que con el estudio de costos ha tenido un primer contacto con la contabilidad gerencial es probable que no conozca su concepto, sino sólo los instrumentos de la contabilidad de costos que le son importantes. La primera parte del curso de costos está dedicada al registro y cálculo de costos históricos, ya sea acumulándolos por órdenes o procesos, para que el estudiante entienda el proceso de costear e –inmediatamente– después el de distribuir el gasto indirecto, problema fundamental. Una vez superada esta primera etapa se entra –propiamente– en lo que es la contabilidad gerencial, en cuanto se empieza a hablar de predeterminar el costo (un elemento del costo, los tres elementos del costo o llegar hasta el costo estándar) y, sobre todo, en el tema de costeo variable. Este problema también se presenta porque las instituciones educativas que imparten licenciaturas en las áreas de negocios no concuerdan con el punto en el que deben terminar de llamarle costos a este estudio e iniciar su parte gerencial.

El estudio de la contabilidad gerencial permite obtener un nuevo enfoque de la contabilidad, ahora como un instrumento de planeación y no sólo de control, más orientado hacia el interior que hacia el exterior de la empresa, sirviendo de apoyo para quienes toman las decisiones. Y aunque parezca un lugar común es muy importante destacar que la contabilidad financiera es una contabilidad preparada de cara hacia el exterior de la empresa: la contabilidad de costos está diseñada de cara al exterior e interior y, finalmente, la contabilidad gerencial ve hacia el interior de la empresa.

Aldo Torres enriquece un poco el concepto: «La contabilidad administrativa o gerencial es el conjunto de técnicas utilizadas para generar información útil a los administradores para la toma de decisiones». En su gran mayoría, las técnicas utilizadas en contabilidad administrativa o gerencial generan información cuantitativa para determinar la mejor acción entre dos o más alternativas.

Cabe destacar que, según diversos autores, el objetivo de estudiar la contabilidad gerencial es utilizar la contabilidad y sus herramientas para facilitar una buena planeación, toma de decisiones y un excelente control administrativo. Es la contabilidad más cercana al usuario, por lo cual es lamentable que algunas instituciones educativas omitan este curso para sus licenciaturas del área de negocios, cuando es el remate del estudio contable y el que verdaderamente le dará un valor agregado a sus estudiantes.