• Director de CUPREDER dicta ponencia en la UDLAP

 

Cholula, Puebla, a 6 de octubre de 2011.- “Es necesario regular el uso del suelo para defender y conservar la naturaleza, la cultura ancestral del pueblo y los intereses económicos y sociales del los habitantes de un municipio”, afirmó el Lic. Aurelio Fernández Fuentes, director del Centro Universitario para la Prevención de Desastres Regionales (CUPREDER), durante la presentación de la ponencia en la Universidad de las Américas Puebla titulada “Alternativas al deterioro socioambiental: la experiencia Cuetzalan”.

En su exposición, el director de CUPREDER explicó que actualmente en el mundo se observan una serie de desastres naturales que están acabando con el medio ambiente lo que lleva a emprender acciones que impidan o impulsen la conservación de las áreas verdes que todavía se tienen.

Ante estudiantes de la UDLAP, el Lic. Fernández afirmó que son las mismas acciones del hombre las que ocasionan los desastres; “por ejemplo, si un ingeniero corta un cerro para construir una carretera ahí está haciendo una barbaridad que terminará en un desastre natural ocasionado por el desgajamiento del cerro”.

Sobre su ponencia titulada “Alternativas al deterioro socioambiental, la experiencia Cuetzalan” el director de la CUPREDER dijo que esta alternativa consiste en la creación de un instrumento de ordenamiento territorial que ayuda a disminuir los problemas a los que se enfrenta la comunidad. “En Cuetzalan encontramos un sin número de problemas como el uso excesivo de agroquímicos en los cultivos, dificultad de acceso al agua, contaminación de tierra y agua por exceso de basura, tala de árboles, entre otros”.

Destacó que el Ordenamiento Territorial Integral de Cuetzalan es el primero en su tipo publicado en el Periódico Oficial del Estado y avalado por las instancias correspondientes. “Este ordenamiento fue realizado con la participación del gobierno del Estado de Puebla, especialista, instituciones educativas y sectores sociales y productivos de Cuetzalan. Consta de tres elementos: Mapa de peligros naturales, programa de ordenamiento ecológico y esquema de desarrollo sustentable, mediante los cuales se produce conservando y se conserva produciendo”.

Finalmente comentó que la participación de las universidades debe contribuir a la creación y desarrollo de alternativas que ayuden a preservar el medio ambiente del país, “de ahí la importancia de la participación activa en esta área de los estudiantes, profesores e investigadores”.

Tags: