La vejez y la finalidad de la vida fueron los temas centrales de la obra que le valió a Diego del Río el premio como Director Revelación del Año por parte de la Agrupación de Periodistas Teatrales, director mexicano egresado en el 2007 de la Licenciatura de Teatro por la UDLAP.

Del Río, empezó a trabajar y colaborar en grandes proyectos a la par de sus estudios, como el producido por Claudio Valdés Kuri que lo llevó de gira por Estados Unidos y “The Dream Project” obra que produjo y fue presentada en el Centro Nacional de las Artes de la Ciudad de México donde también actuó.

Sin embargo, fue después de graduarse cuando las grandes oportunidades se presentaron, ya que en el año 2012 dirigió su primera ópera prima producida por OCESA titulada “Espejos” con un reparto estelar que incluía la participación de Ludwika Paleta, Diana Bracho y Nailea Norvind; además ese mismo año estuvo a cargo del montaje de la obra “Rudo” en el foro cultural urbano La Nave.

Más recientemente dirigió la obra que a la Agrupación de Periodistas Teatrales sorprendió por su excelente trabajo en la dirección: «El chofer y la señora Daisy”, la cual está basada en la vida de dos personas de diferentes clases sociales que logran entablar una amistad más allá de los prejuicios de los años sesenta.

Para el joven director, es elemental  que en el proceso creativo estén involucrados todos los actores pues de esa manera se obtienen mejores resultados en escena: “El mejor reconocimiento para mí es lograr que el público se conecte con la historia que les cuentas y para lograrlo es muy importante que los actores se sientan identificados con los personajes”, añadió el egresado UDLAP.

Para este 2013, el también fundador del Teatro Musical en la UDLAP, prepara muchos nuevos proyectos, entre ellos “Razones para ser bonita” de Neil Labute y en el teatro independiente “Tribus” de Nina Raine, además no descarta en un futuro enfocar sus proyectos a la pantalla grande.