portada lourdes aranda

La Embajadora Lourdes Aranda Bezaury, académica del Departamento de Relaciones Internacionales y Ciencia Política de la UDLAP,  participó en la conferencia internacional “Construyendo el nuevo orden mundial desde América Latina, el papel de los poderes emergentes”, organizada por la Fundación Konrad Adenauer (KAS)  en la Ciudad de México.

La catedrática UDLAP, Lourdes Aranda Bezaury  en conjunto con el Embajador Edgardo Riveros Marín, subsecretario de Relaciones Exteriores de Chile, y Stefan Jost, representante de la Fundación KAS en México (quien fungió como moderador), participaron en el primer panel de la conferencia, en el cual discutieron sobre el crecimiento de los países emergentes y cuál es el papel de América Latina en el nuevo orden mundial. “Lo que permite que a ciertos países se les califique de potencia es su capacidad de tener una mayor influencia en la toma de decisiones en la economía mundial y de contribuir a alcanzar la paz y la seguridad internacional”, señaló la embajadora Lourdes Aranda.

Embajadora Lourdes Aranda  (2)Dentro del panel “Las potencias emergentes en la construcción del nuevo orden mundial”, se discutió que los países emergentes realmente sí tienen la capacidad de influir en la reformulación del orden mundial. “Uno de los cambios que se ha visto es que  países que en el pasado contribuían tan sólo con una pequeña parte de capital en instituciones como el Banco Mundial, ahora pueden influir en gran medida en las decisiones. La capacidad de influir te lo da el sistema, las circunstancias, el número de efectivos militares, el ingreso per cápita, los recursos económicos y a cuánto asciende su deuda externa”, se expresó en el seminario.

Para que las consideradas potencias emergentes como Brasil, Rusia, China y México obtengan una mayor capacidad en la toma de decisiones se deben conjugar la combinación de factores económicos, políticos y militares. Es decir, influir en el comercio mundial, tener la capacidad de asegurar el bienestar de sus ciudadanos y estar sentado frecuentemente en la mesa de negociaciones importantes. “Lo que tenemos que hacer es aumentar nuestra competitividad interna, aumentar la producción, tener una mejor educación, empleo para todos los ciudadanos y mientras crezcamos internamente podremos tener una mayor capacidad de influir internacionalmente”, señaló la Embajadora Aranda Bezaury.

El orden mundial es el sistema de normas y leyes que rigen al planeta, como la Carta de Naciones Unidas. Fue creado al final de la Segunda Guerra Mundial, cuando se formaron los organismos multinacionales como la ONU y las instituciones financieras mundiales, en donde la capacidad de toma de decisiones correspondía a las potencias europeas y las triunfadoras de la guerra.

KAS es una fundación política creada por el canciller federal alemán Konrad Adenauer en Germania, a través de 80 oficinas y proyectos en más de 120 países que contribuye a fomentar la democracia, estado de derecho y la economía social de mercado. En México lleva 30 años trabajando en actividades académicas, una de ellas la conferencia internacional “Construyendo el nuevo orden mundial desde América Latina, el papel de los poderes emergentes”, que en esta edición contó con la presencia de ponentes como Luiz Felipe de Seixas Corrêa del Instituto Histórico e Geográfico Brasileiro; Soledad Alvear, ex canciller de Chile y Gabriela Cuevas, presidente de la Comisión de Relaciones exteriores del Senado.